Besugo-con-pimientos-morrones.jpg

Besugo con pimientos morrones

Siempre nos parece que hacer recetas tradicionales o caseras son algo compiladas o engorrosas. No os voy a engañar, la de hoy es de ese tipo de platos que nos hace estar encima de los fogones, mimándolo y estando pendientes de él.

Sin embargo, como todo en la vida, el caso es ponerse. Puede que las primeras veces te resulte complicado y no obtengas el resultado que esperabas. Así que hay que practicar, no te desanimes. Además, es una manera muy rica y jugosa de comer pescado. Ideal tanto para la hora de comer como cenas.

Ingredientes para 4 personas:

1 besugo de un kg

700 gr de pimientos morrones

150 gr de harina

6 dientes de ajo

1 dl de aceite de oliva

Sal

Preparación:

Para empezar esta rica y sana receta comenzaremos pelando los dientes de ajo, reservamos. Continuamos descamando, limpiando, descamando y finalmente secando con un trapo el besugo. Ahora le daremos un par de vueltas con la harina y lo mantenemos reservado hasta que lo necesitemos.

Cogemos los pimientos morrones y los lavamos. Una vez limpios los colocamos en una placa de horno. La manera de prepararlos será echando un chorretón de aceite y los asamos unos minutos a fuego medio. Cuando ya estén asados, esperamos que se enfríen un poco y le quitamos la piel separándolos de la carne. Cortamos en tiras y los reservamos para después.

En una cazuela de barro calentamos 4 cucharadas de aceite y la ponemos a calentar a juego lento. Cuando empiece a humear echamos los dientes de ajo enteros. Después añadimos las tiras de pimientos y dejamos que cuezan ambas cosas a fuego muy suave durante una hora, removiendo de vez en cuando con la ayuda de una cuchara de madera.

Cuando pase este tiempo reservamos la primera cazuela y cogemos otra nueva, en la cual echamos el resto de aceite y lo calentamos para freír en el besugo enharinado durante unos 10 minutos por cada uno de sus lados, sazonándolo en cada vuelta al gusto.

Vertemos los pimientos y el ajo de la primera a la del besugo e introducimos en el horno durante 5 minutos a temperatura media.

Cuando pase este tiempo retiramos del horno. Tapamos una cazuela y le damos el último calentón a fuego muy muy suave. Sabremos cuando ya esté porque el pescado quedara muy tierno.