poll-500x288.jpg

Una comida liviana

En estas fechas navideñas comemos y bebemos en exceso y a la larga puede hacernos ganar unos kilitos, sin mencionar que el estomago podría estar pesado durante varios días.  Aquí te ofrecemos unas pequeñas recetas para que puedas comer algo liviano, de fácil preparación y sin perder mucho tiempo.

Brochetas de Pavo y Manzana

Ingredientes:

500 gr. de pavo deshuesado

4 Manzanas reinetas (o a su elección)

40 gr. de mantequilla

2 Cucharadas de coñac

Hierbabuena o menta

Sal

Preparación:

Limpia el pavo, quitándole toda la piel y córtalo en dados (si prefieres le dices a tu pollero que te lo limpie y corte, que es más rápido, fácil y te ahorras el riesgo de cocinarte también un dedo).  Coge los dados de pavo y debes sumergirlos en el coñac durante 5 minutos más o menos, para que vayan adquiriendo sabor, mientras tanto pela las manzanas, quítales el corazón y córtalos también en dados.

Tinga poblana de pollo

Confecciona los pinchos alternando un dado de carne y otro de manzana y así sucesivamente hasta donde desees pic-pic, pic-pic…  Coge cada pincho ya confeccionado y sálalo a tu gusto, úntales un poco de mantequilla y espolvoréalos con una pizca de hierbabuena o menta.  Pon la parrilla de la barbacoa o si prefieres una sartén para barbacoas y ásalos durante unos 8 minutos por cada lado.  Hay que servir los pichos bien calientes.

Pollo con Naranjas

Ingredientes:

1 ½ Kg. de pollo deshuesado y en rebanadas

4 Naranjas grandes para zumo

1 Cebolla

2 Manzanas (a su elección)

3 Hojas de Menta o hierbabuena trituradas

½ vaso de vino aromático

Aceite

Sal

Preparación:

Exprime 2 naranjas y las otras 2 córtalas en rodajas finas, no se te olvide quitarles las pepitas, reserva.  Coge las manzanas pélalas, quítales el corazón y córtalas en rodajas finas, reserva.

Coge la cebolla límpiala y rállala, reserva.  Pones al fuego una cazuela de fondo amplio y le echas 6 cucharadas soperas de aceite, cuando esté bien caliente echas el pollo para que se vaya dorando, dándole vueltas de vez en cuando para que no se pegue y quede todo doradito.

Cuando ya lo veas dorado agrégale la cebolla durante unos 3 minutos, al pasar este tiempo incorpora la manzana, la naranja cortadas muy finas y el zumo de naranja.  Deja que hierba durante unos 15 minutos a fuego lento, luego añade el vino y la menta o hierbabuena triturada y espera otros 15 o 20 minutos hasta que quede en salsa y añádele la sal antes de apagar.  Servir calentito.