LasañaPerfecta.jpg

Lasaña perfecta

La lasaña es un plato muy fácil de hacer y que a todos gusta, contiene una gran variedad de nutrientes perfectos para nuestro cuerpo, sin descontar que aparte de ser nutritiva es también muy digestiva, puedes utilizar tu imaginación para hacerla como más te guste, aquí os ofrecemos un pequeño recetario.

Lasaña de Berenjenas con Carne Picada

Ingredientes:

10 Hojas de lasaña precocidas

2 Berenjenas medianas

½ Kg. de Carne picada

1 Huevo Duro

1 Lata de pulpa de tomates

1 Ajo

½ Cebolla

1 Paquete de queso en lonchas

120 gr. de queso parmesano rallado

1 Pizca de azúcar

Pimienta, Tomillo y Sal

Preparación:

Primero que nada, leer las instrucciones que aparecen en el paquete de la lasaña precocida y colocar las láminas en agua el tiempo indicado según el fabricante. Cuando estén listas escurrirlas con mucho cuidado para que no se rompan y ponlas encima de un paño limpio, reserva.

Coge las berenjenas, quítales la parte del tallo y cortas longitudinalmente por la mitad, las colocas en papel Albal para hacerlo en papilote. Escoge una sartén honda y agrégale un poco de aceite; cuando esté caliente échale el ajo y la cebolla previamente picadas muy pequeño y déjalos que se doren.

Mientras, abre la lata de tomates, escurre el agua que contenga y ponlo en el vaso de la batidora a velocidad fuerte. Cuando lo tengas listo, vierte parte del tomate en la sartén, agrégale el azúcar y muévelo bien con una cuchara de palo, cuando esté un poco cocido agrega la carne picada, adobada anteriormente con un poco de sal, tomillo y pimienta, a tu gusto, revuelve.

Cuando las berenjenas ya estén hechas, pícalas muy pequeñito y agrégaselo al contenido que tienes en la sartén y agrégale el huevo duro picado muy pequeño y revuelve, deja cocinar durante unos 15 a 20 minutos y cuando esté listo, retíralo del fuego.

Coges una fuente para hornos y montas la lasaña, agrega un poco de tomate y una lámina de lasaña, coloca un poco del preparado encima de la lámina, agrégale una loncha de queso previamente cortado en láminas y un poco de queso rallado, pon otra lamina de lasaña, otra del preparado con otra de queso en lonchas y rallado y así sucesivamente, la última debe ser una lámina de lasaña.

Vierte un poco más de tomate y espolvorea con queso parmesano y agrégale un chorrito de aceite y mételo al horno a 200º durante unos 20 minutos o hasta que lo veas bien dorado.

Esta receta puedes hacerla con lo que más te apetezca por ejemplo en vez de berenjenas pueden ser calabacines y en vez de carne picada puede ser con atún, puedes jugar con los ingredientes que desees. ¡Bon appetit!